EMBESTIDA A LA ADORACIÓN

CAPÍTULO 18 DEL LIBRO PILOTANDO EL ESTRECHO

AdoracionGran parte del cambio que se está promoviendo entre las iglesias de Cristo se centra en la adoración, especialmente en las reuniones dominicales de la iglesia. Estos cambios incluyen las áreas de la música, levantar las manos, aplaudir, obras de teatro, liderazgo de mujeres, conmemorar fiestas religiosas, dedicación de bebés, la Cena del Señor, grupos de adoración el domingo por la noche con la participación de niños y el estilo de predicar.

Pero, ¿qué dice la Biblia en relación a la adoración aceptable? ¿Cuál es la voluntad de Dios sobre este asunto? ¿Requiere Dios apego irrestricto a sus instrucciones sobre la adoración? ¿Contiene el Nuevo Testamento leyes y mandamientos relativos a la adoración? En el Nuevo Testamento se refiere a al menos cuatro clases de adoración: (1) la adoración ignorante (Hechos 17:23); (2) la adoración vana (Mateo 15:9); (3) la adoración voluntaria (Colosenses 2:23) y (4) la adoración espiritual (Romanos 12:2; Juan 4:24).

Inherente a cada una de estas clases de adoración está el principio de autoridad. La adoración es aceptable o no dependiendo de la voluntad de Dios. La única adoración aceptable es la que Dios autoriza. ¿Cuál es la voluntad de Dios? ¿Cómo requiere Él que se le adore?

Descargar archivo pdf, 6 páginas tamaño carta: 18Embestida a la adoración

Anuncios

NUEVO ESTILO DE PREDICACIÓN

CAPÍTULO 19 DEL LIBRO “PILOTANDO EL ESTRECHO”

PULPITO 2Un cambio se ha apoderado de la iglesia, desarrollándose lentamente en los últimos años, es el nuevo estilo de predicación. La Escritura solía ser la sustancia de nuestro material para el sermón. Se acostumbraba a literalmente saturar la predicación con Biblia. La predicación se identificaba fácilmente por su lógica y buen sentido―como la de Pablo (Hechos 26:25). Ese ya no es el caso en muchos sectores de nuestra hermandad. Los jóvenes y muchos hermanos inconformes han asistido a escuelas del mundo o se han parado en la librería denominacional y comprado libros y manuales de teología, absorben todo lo que pueden retener ¡y se enamoran de ello! Ahora nuestra predicación está dominada por la psicología y las percepciones falibles del hombre de sus propias necesidades. Nuestros materiales educativos y de predicación están llenos de filosofía humanista.

Ahora nuestra predicación se enfoca más sobre el predicador que en el mensaje. Donde una vez los “grandes nombres” de la hermandad eran populares y conocidos por la nitidez, profundidad y por lo bíblico de su predicación, ahora los oradores son famosos por su carisma, personalidad agradable y su dinamismo. Su capacidad para entretener, emocionar y deslumbrar los hace populares.

La nueva generación de predicadores son maestros en hacer que la congregación los exalte más a ellos que a Jesús y a la palabra de Dios. La sustancia bíblica ha sido reemplazada por la estimulación emocional con el pretexto de la “espiritualidad” y el “amor.” Las denominaciones siempre han girado y se han centrado en su predicador. Pero las iglesias de Cristo siempre se han centrado en Cristo, su iglesia y en la verdad.

¿Cómo debería ser nuestra predicación? ¿Debería basarse en lo que la gente necesita, lo que ellos quieren? ¿O en lo que Dios sabe que necesitamos? ¿Se debería citar Libro, Capítulo y Versículo? ¿o no es apropiado hacerlo? ¿Se debería hacer la invitación al final de cada sermón? ¿Es esta una práctica denominacional? ¿Es conveniente hacerla?

Descargue esta lección del hermano Dave Miller, perteneciente a su libro “Pilotando el estrecho.” Son 7 páginas tamaño carta: 19Nuevo estilo de predicación

LOS JUGUETES DEL PREDICADOR – EL IMPACTO DE LA TECNOLOGÍA EN SU TRABAJO

CAPÍTULO 10 DEL LIBRO EL PREDICADOR EN LA INTIMIDAD

TecnologíaLa tecnología es sorprendente. Podemos estudiar con más facilidad que nunca antes. Tenemos software que pone a la erudición en nuestras manos. Ni que decir si tenemos una pregunta, el internet está ahí con una respuesta. Ni siquiera tenemos que ir a la biblioteca.

Tenemos acceso a más aprendizaje que nunca antes. Podemos encontrar video, audio y medios impresos con más estudio sobre más temas. Si nos gusta mucho un predicador encontramos sus sermones en línea. Podemos sincronizar nuestros reproductores de mp3 a los sermones de docenas de predicadores por semana. Podemos descargar audio libros y escucharlos en el carro. Podemos “estudiar” mientras manejamos.

Podemos colocar herramientas evangelísticas en las manos de nuestros hermanos más que nunca antes. Podemos colocar en podcast nuestros sermones. Podemos transmitir nuestros servicios de adoración por internet. Los cursos por correspondencia pueden ponerse en línea y ser calificados en forma automática requiriendo muy poco esfuerzo de nosotros. Con las webcams y Skype podemos tener estudios uno a uno con cualquier persona alrededor del mundo.

No obstante, la tecnología también puede ser el enemigo del predicador. Así como la tecnología moderna ha dado lugar a una ayuda sin precedentes, también ha proporcionado un peligro sin precedentes. ¿A qué peligros se ve expuesto el predicador con la tecnología? Descargue el archivo en pdf, 6 páginas tamaño carta: 13Los jugetes del predicador

EL PREDICADOR Y SUS AMIGOS

CAPÍTULO 9 DEL LIBRO EL PREDICADOR EN LA INTIMIDAD

Amigos1Como líder, a la mayoría de los predicadores, no les gusta hablar de sus sentimientos o de sus problemas personales. Están en una posición en la que la gente vienen a ellos por consejo, a consultarlos o para que se les guíe espiritualmente. La gente piensa que los predicadores son diferentes a ellos o que no tienen problemas, dan la impresión que su vida espiritual es perfecta. ¡Después de todo son predicadores!

Cuando piensan en confiar en alguien, se sienten poco cómodos para discutir algún problema, confesar algún pecado o admitir una tentación recurrente, desconfían de la poca discreción que muestran algunos o de que los critiquen. Es fácil pues aislarse y sufrir en silencio.

¿Qué debe hacer el predicador? ¿Está destinado a no tener amigos? Según estudios, la mujer tiene más amigos que los hombres. Las mujeres definen de forma diferente lo qué es una amistad. Mientras que ellas describen a un amigo en términos de “confianza” y “confidencialidad,” los hombres la describen en torno con quien hacer ciertas actividades. Los hombres en su mayoría no comparten sus sentimientos o problemas con otro hombre.

¿Qué puede hacer un amigo por el predicador? ¿Quiénes pueden ser los amigos del predicador? ¿Necesitan amigos? No deje descargar esta lección, 6 páginas tamaño carta, en pdf: 12Amigos